Ambiental

‘El amazonas se está convirtiendo en un gran cementerio de abejas’

Miles de abejas están pagando las consecuencias de uso excesivo de químicos.

La deforestacion causada principalmente por la plantación masiva de soja en el amazonas está causando un afectamiento bastante grave en la población de abejas. Los habitantes de la región cuentan que antes se ganaban la vida con la meliponicultura, pero en la actualidad viven una lamentable una noticia cada vez que visitan sus colmenas.

Mara Régia y Elizabeth Oliveira recientemente desarrollaban una investigación para la BBC Brasil que luego terminó anunciando el daño causado por la producción de soja en la amazonia, este tipo de prácticas ademas de acabar con uno de los ecosistemas mas diversos del planeta también está contribuyendo con el calentamiento global y acabando con cientos de especies animales, insectos y hasta personas, ya que el uso de estas sustancias tiene efectos negativos en humanos.

Cementerio de abejas

Una de las regiones más afectadas por el monocultivo de la soja es Chácara João do Mel, en Belterra, en el oeste de Pará, específicamente en la propiedad del Sr João Batista Ferreira, de 59 años, quien se dedicaba activamente en la meliponicultura.

La investigación confirmó que João do Mel tenía 1,000 colmenas, las cuales había logrado volver productivas a lo largo de su vida, según el cada caja producía unos 5 a 6 kilogramos de miel. Pero el agronegocio cambió el comportamiento de las abejas llevándolas rápidamente a la pérdida, lo que dejó cientos de colmenas vacías.

En la actualidad João do Mel tiene solo 100 colmenas, que no alcanzan ni a producir la mitad de lo que hacían antes. Por esto, dentro de los habitantes de la zona se comentaba sobre el termino “Cementerio de abejas” ya que son muy pocos los aun se dedican a ellas y lo peor es que esta miel es parte de su dieta básica.

Pero si las cosas estaban mal, ahora si que se ponen peor, por el momento y mientras se sigan talando y fumigando con p3sticidas es casi imposible que las abejas puedan polinizar, este desequilibro ambiental puede generar grandes afectaciones a la vida de todos, ademas de que también lidian con nuevos depredadores como el oso Hormiguero que rompe las cubiertas de las colmenas para buscar su alimento.

Mal uso de estos químicos.

Esta situación ha dejado sin opciones a miles de apicultores, que ya perdieron la esperanza de producir la beneficiosa miel, ademas realizan una serie de denuncias contra la salud, ya que el uso de estos químicos está sin ninguna supervisión.

El asegura que estos químicos son rociados en las plantaciones, el aire, el agua y la lluvia los esparcen hasta en los arboles más altos, llegando a las flores las cuales son usadas por las abejas para la polinización.

Debido a la gran pérdida de las abejas João do Mel se vio obligado a buscar otra actividad económica, ya que su familia y el hijo que viene en camino dependen de el, por esta razón abrió recientemente un taller de producción de muebles y piezas decorativas con restos de madera.

A pesar del reciente giro en la vida de João do Mel, el decidió no abandonar a las abejas y junto a su hermano José Batista Ferreira, de 57 años, quien también tiene una propiedad en el área de conservación, lucha por evitar que los polinizadores se extingan.

Jose tiene un terreno conocido como Pastor Natalino, donde todavía se conserva una gran cantidad de biodiversidad, lo que ayuda a que haya una muy buena miel esto debido a los nutrientes del lugar, a pesar de la disminución de la producción ellos todavía creen que esta “isla silvestre puede crecer”, pero deben estar atentos ya que son muchos los productores de soja que están comprando tierras para deforestarlas.

Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *