Animales

Fotógrafían el momento en que ardilla se detiene para ‘oler y conectarse’ con una flor

El fotógrafo vivió un momento único para apreciar la belleza de la naturaleza en toda su expresión.

Tanto humanos como animales son seres sintientes y seguramente pueden experimentar sensaciones y tener sentimientos, eso es algo que no deberíamos dudar, pero existen momentos en los que nos dejan sin palabras.

Un ejemplo de esto fue haber podido ver el lado mas cómico y divertido de los animales, a través de las fotografías finalistas de los “Comedy Wildlife Photography Awards”, quien nos ha sorprendido esta vez con este lado mas tierno y adorable de los animales.

Generalmente vemos en diversas situaciones a los aninales pero como no derretirse de amor con esta ardilla que se detiene un segundo a disfrutar de lo bonito de la vida que es simple pero al mismo tiempo tan compleja, el solo verla disfrutando de la naturaleza hace de esta imagen algo maravilloso.

No solo se trata de hecho de que la ardilla para y vea la flor, es más su expresión de éxtasis al olerla y tocarla.

El fotógrafo que logró esta mágica escena es el holandés Dick van Duijn quien visitó durante el verano a Viena en Austria y allí logró esta serie de fotos que no dejan de maravillarnos.

El fotógrafo comentó ante los medios qué: “El primer día observamos su comportamiento; el segundo día, las fotografiamos durante todo el día y, casi de noche, justo antes del atardecer, cuando la luz se volvió suave y agradable, una de las muchas ardillas caminó hacia la flor amarilla y comenzó a sostenerla y a olerla”.

“Cuando vi que esto sucedía en el visor de mi cámara, ya sabía que había capturado un momento muy bello e íntimo y me sentí muy feliz y satisfecho con el disparo”.

No hay duda que la naturaleza tiene todo tipo de momentos y criaturas silvestre que se tornan sensibles, y ante estas fotografías está claro que solo hay que tener paciencia y esperar el momento perfecto para luego inmortalizarlo y compartirlo con el mundo, que tanto necesita ver que hay mas afuera y no merece ser destruido por nosotros.

Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *