Animales

Visten a perros callejeros con collares y chalecos iluminados para que conductores los vean

Este ingenioso método de protección ha sido de gran ayuda para unos perritos callejeros.

En casi todo el mundo podemos darnos cuenta como todos los días cientos de animales acaban perdiendo la vida en las calles por culpa de conductores que no los ven o que simplemente no los quieren ver.

Para solucionar esta problemática, una mujer rescatista desde hace varios años, de Puerto Rico llamada Lydia Maldonado ha comenzado a salvar la vida de varios animales implementando un ingenioso método.

Lydia se hizo viral en redes sociales al presentar su maravillosa idea para que los animales callejeros no fueran perjudicados por conductores. Ha comenzado a colocar pequeños chalecos reflectores y collares brillantes a perros callejeros, esto con el fin de evitar los peligros que enfrentan a diario en las calles.

En una entrevista con el medio local Primera Hora Lydia selañó: “Lo que quiero es que haya más conciencia hacia nuestros animales, ellos no hablan, pero con la mirada te dicen muchas cosas”. A su vez Lydia afirmó que los primeros perros en usar estas prendas son tres, los cuales fueron abandonados por sus propios vecinos. También dijo que estos animales son alimentados por la comunidad pero que tienen temor de que en la noche sean perjudicados por los autos.

“Por allí pasan muchos carros a las millas y se está tratando de poner unos reductores de velocidad, pero mientras tanto, primero les puse un chalequito reflector. Hace como dos semanas conseguí los collares con lucecitas y todo el mundo está bien contento”, Señaló la mujer al medio Primera Hora. También afirmó que cuando pasan personas y ven a los perritos dicen: ‘mirá, parecen árboles de navidad’. Pero yo les digo: “eso es para que los carros los vean’. Entonces me dicen ojalá que en otros pueblos lo hagan también“.

“Estamos tratando de ponerle esos collares a otros perros que hay en otras calles”. Según Lydia, miembros del vecindario se han reunido en varias ocasiones con el fin de reunir más dinero para conseguir otros collares de luces.

“No pensé que esto iba a ser un ‘boom’. Todo el mundo lo ha comentado, hasta el alcalde”. Añadió Lydia sobre su método que se ha vuelto viral.

“Mientras pueda ayudarlos los ayudo, no tengo la salud muy buena, pero le pido a Dios que me de muchos años de vida para seguir bregando con estos animales indefensos. Para mí es una terapia”, expresó la ejemplar mujer al medio local Primera Hora.

Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *